Información sobre situaciones de personal especialmente sensible ante infección por COVID-19

Fecha de publicación: 28 de mayo de 2020

  • La intervención de las empresas a través de los servicios de prevención frente a la exposición al SARS-COV-2 está siendo crucial, adaptando su actividad con recomendaciones y medidas actualizadas de prevención con el objetivo general de limitar los contagios.
  • En la actualidad se consideran patologías de vulnerabilidad a considerar para la aplicación del procedimiento de trabajadores especialmente sensibles:
    • Enfermedad cardiovascular, incluida hipertensión arterial
    • Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica
    • Diabetes
    • Insuficiencia Renal Crónica
    • Inmunodepresión
    • Cáncer en fase de tratamiento activo
    • Enfermedad hepática crónica severa
    • Obesidad Mórbida (Índice de Masa Corporal mayor de 40)
    • Embarazo
  • Todos aquellos trabajadores que presenten cualquiera o varias de estas patologías, deberán ponerlo en conocimiento del Departamento de Salud Laboral a través de los correos electrónicos mspsaludlaboral@madrid.es o sgpriesgoslab@madrid.es

Recomendaciones prevención

“La intervención de las empresas a través de los servicios de prevención frente a la exposición al SARS-COV-2 está siendo crucial, adaptando su actividad con recomendaciones y medidas actualizadas de prevención con el objetivo general de limitar los contagios.

En este sentido, el Departamento de Salud laboral, dependiente de la Subdirección General de Prevención de Riesgos Laborales de Madrid Salud, como Servicio Médico del Servicio de Prevención, se viene encargando de la valoración del personal especialmente sensible y emitir informes sobre las medidas de prevención, adaptación y protección.

Con la evidencia científica disponible hasta la fecha, el Ministerio de Sanidad en la actualización del procedimiento de actuación para los Servicios de Prevención de Riesgos Laborales frente a la exposición al Coronovirus SArs-COV-2 de fecha 22 de mayo de 2020, ha definido como patologías vulnerables añadidas a las ya establecidas, la insuficiencia renal crónica, la enfermedad hepática crónica severa y la obesidad mórbida. De esta manera, en la actualidad se consideran patologías de vulnerabilidad a considerar para la aplicación del procedimiento de trabajadores especialmente sensibles:

  • Enfermedad cardiovascular, incluida hipertensión arterial
  • Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica
  • Diabetes
  • Insuficiencia Renal Crónica
  • Inmunodepresión
  • Cáncer en fase de tratamiento activo
  • Enfermedad hepática crónica severa
  • Obesidad Mórbida (Índice de Masa Corporal mayor de 40)
  • Embarazo

Comunicación al Departamento de Salud Laboral

Como se ha venido indicando hasta la fecha, todos aquellos trabajadores que presenten cualquiera o varias de estas patologías, deberán ponerlo en conocimiento del Departamento de Salud Laboral a través de los correos electrónicos mspsaludlaboral@madrid.es o sgpriesgoslab@madrid.es

Incluyendo en sus solicitudes: nombre y apellidos, NIF, puesto de trabajo, tareas que realiza, email de contacto, así como e-mail de su Unidad Gestora. Será imprescindible además, que en el email por el que se solicita la valoración de trabajador especialmente sensible, se aporten informes médicos que acrediten las patologías que se presenten.

Todos estos datos serán imprescindibles para realizar la valoración, rogando la máxima difusión y cumplimiento de estas instrucciones, al objeto de evitar el envío de varios e-mail para completar una información que debería remitirse en el mismo envío al Departamento de Salud laboral.

Trabajadores especialmente sensibles

Los trabajadores con edad igual o superior a 60 años, también son considerados trabajadores especialmente sensibles. No obstante, si no presentan patologías asociadas a las descritas anteriormente, no tendrán que informar al Departamento de Salud laboral y se podrán reincorporar según determine su Unidad Gestora. Esto es así, dado que según los datos aportados por la evidencia científica actual, y se establece en la Guía de Actuación para los Servicios de Prevención de Riesgos Laborales frente a la exposición al SARS-CoV-2 del Ministerio de Sanidad de fecha 22 de mayo de 2020, estos trabajadores con edad igual o superior a 60 años sin patologías de especial vulnerabilidad asociadas, se considera que tendrían un riesgo similar al comunitario, pudiendo realizar su actividad profesional con los EPIs adecuados:

  • Utilización de mascarilla quirúrgica, mantenimiento de la distancia social de 2 metros, cumplimiento de las medidas higiénicas de lavado frecuente de manos y/o utilización de geles hidroalcohólicos.
  • Si la distancia social no pueda asegurarse y en tareas de atención al público sin mampara de protección, se aconsejará la utilización de mascarillas FFP2, tal y como es preceptivo en general, en trabajadores sanitarios en su actividad asistencial.
SUBIR