Procedimiento habeas corpus desde un contexto de Fuerzas y Cuerpos de Seguridad

Artículo publicado en : http://noticias.juridicas.com/..
Autor: Francisco Martín Alonso.Oficial de la Policía Local de Salamanca (especialidad Policía Judicial de Tráfico). Nov. 2014


Sumario:

1. Procedimiento habeas corpus (art.1 LO 6/84)

2. Competencia (art. 2 LO 6/84)

3. Iniciación (art. 3 LO 6/84)

4. Contenido (art. 4 LO 6/84)

5. Obligación del funcionario bajo cuya custodia se encuentre el detenido (art. 5 LO 6/84)

6. Admisión del procedimiento (art. 6 LO 6/84)

7. Incoación del procedimiento (art. 7 LO 6/84)

8. Resolución del procedimiento (art. 8 LO 6/84)

8. Testimonio (art. 9 LO 6/84)

9. Ejemplos de diligencias policiales

10. Comentario sobre la denegación de la incoación del habeas corpus

Derecho a la tutela judicial efectiva y derecho a la libertad personal

Deber reforzado de motivación

11. Conclusiones

Bibliografía, doctrina y jurisprudencia

1. Procedimiento habeas corpus (art.1 LO 6/84)

Habeas corpus significa llevar o poner de manifiesto a una persona. El art. 17.4 CE recoge el derecho de toda persona que se considere ilegalmente detenida a solicitar a la autoridad judicial que se incoe el procedimiento habeas corpus.

Dicho procedimiento está regulado en la Ley Orgánica 6/1984, de 24 de mayo (LOHC). En dicha Ley se instaura un procedimiento espacial y sumario que garantiza el derecho fundamental a la libertad personal.

El artículo 1 de la LO 6/84 define el habeas corpus como el procedimiento mediante el cual se podrá proceder a la inmediata puesta a disposición judicial de cualquier persona ilegalmente detenida.

Según lo previsto en el art. 5.4 del Convenio Europeo de Derechos Humanos, aunque dicho procedimiento esté expresamente regulado, somos el único país de Europa, junto con Inglaterra y Portugal, que mantiene este procedimiento para detenciones ilegales.

En el Preámbulo de la LO 6/84, se fija el objetivo del procedimiento que no es otro que establecer un remedio eficaz y rápido para aquellos eventuales supuestos de detenciones que no estén justificadas desde el punto de vista de la legalidad o que se desarrollen en condiciones de ilegalidad. Por tanto, el procedimiento se configura como una comparecencia del detenido ante el Juez, que permite al ciudadano privado de libertad, exponer sus alegaciones contra las causas de la detención o de las condiciones de la misma, con la finalidad de que el Juez resuelva sobre si la misma se ajusta a derecho.

El procedimiento se inspira en cuatro principios que se recogen en el preámbulo de la Ley:

● Agilidad: procedimiento sumario y rápido, que ha de resolverse en el plazo de 24 horas.

● Sencillez: carente de formalismos, permite una comparecencia verbal, no siendo necesario la intervención de procurador ni abogado, con ello lo que se está facilitando es el acceso al procedimiento de cualquier ciudadano.

● Generalidad: ningún particular o agente de la autoridad podrá sustraerse al control judicial de la detención, ni siquiera en el ámbito militar.

● Universalidad: no sólo para supuesto de detenciones ilegales, sino también para aquellos supuestos que siendo detenciones inicialmente legales, se mantienen o prolongan en condiciones de ilegalidad.

En el apartado segundo del artículo primero, se recogen los supuestos de personas ilegalmente detenidas:

Las que lo fueren por autoridad, agente de la misma, funcionario público o particular, sin que concurran los supuestos legales, o sin haberse cumplido las formalidades prevenidas y requisitos exigidos por las leyes.
Las que estén ilícitamente internadas en cualquier establecimiento o lugar.
Las que lo estuvieran por plazo superior al señalado en las leyes si, transcurrido el mismo, no fuesen puestas en libertad o entregadas al juez más próximo al lugar de la detención.
Las privadas de libertad a quienes no les sean respetados los derechos que la Constitución y las leyes procesales garantizan a toda persona detenida.

A continuación, pasamos a analizar cada uno de estos supuestos:

En el apartado a) se hace referencia a las detenciones que se practican con desatención a lo establecido en la ley, con incumplimiento de requisitos y formalidades.
El apartado b) se podría referir a aquellos internamientos en centros psiquiátricos de personas incumpliendo los requisitos establecidos en la ley.
En este supuesto, en el apartado c) se recoge también el supuesto de detención ilegal cuando se excede en el plazo legal.
En este caso, el apartado d) se refiere a supuestos de detenciones en los que se violan los derechos del detenido recogidos en los arts. 17.3 CE y 520 y siguientes de la LECrim.

Entonces, podemos concluir, que para que pueda instarse el procedimiento de habeas corpus es absolutamente necesaria la existencia de una detención, entendida como cualquier privación de la libertad ambulatoria de una persona, en cualquiera de sus formas.

"Toda persona privada de libertad que considere que lo ha sido ilegalmente puede acudir al procedimiento de habeas corpus" STC, de 5 de marzo de 1985. Esto significa que en ningún caso los funcionarios de policía podrán abstenerse al ejercicio de dicho procedimiento cuando es solicitado por persona legitimada, pues a quien corresponde decidir sobre la licitud o ilicitud de la detención es al Juez.

 

 .................para ver el artículo completo pincha en Descargar imagen.

 

Artículo publicado en :  http://noticias.juridicas.com/..Autor:  Francisco Martín Alonso.Oficial de la Policía Local de Salamanca (especialidad Policía Judicial de Tráfico). Nov. 2014

descargar arch

Afiliate ahora

Revista Tráfico

Revista trafico y seguridad vial 241

Formación on line

Calendario

Enlaces de interés:
Plataforma social policias locales  Direccion general de trafico BOE Sindicato de policias y bomberos Comunidad Valenciana Madrid